15.7 C
La Plata

La OMS resolvió mantener el nivel de alerta máximo por la pandemia

Exactamente tres años después de haber declarado la enfermedad como urgencia de salud pública internacional, el organismo decidió que aún no es tiempo de quitar la emergencia.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) había afirmado días atrás que esta semana resolvería si finalmente terminaba con la emergencia sanitaria declarada por el coronavirus y, exactamente tres años después de haber declarado la enfermedad como urgencia de salud pública internacional, resolvió que aún no es tiempo de levantar las alertas. El director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, siguió las recomendaciones del comité de urgencia sobre el Covid-19.

El Comité declaró a la epidemia de Covid-19 como una emergencia de salud pública de importancia internacional el 30 de enero de 2020, en momentos en que no se había registrado aún ningún deceso sobre apenas 100 casos fuera de China. Tedros había indicado que juzgaba prematuro el levantamiento del nivel del alerta más alto.

“A pesar de que no quiero adelantarme a la opinión del comité de emergencia, continúo muy preocupado por la situación en muchos países y el creciente número de muertos”, declaró la semana pasada la prensa en Ginebra.

El Comité también pidió a la Secretaría de la OMS que proporcionara una evaluación de las implicaciones normativas para el desarrollo y la autorización de vacunas, métodos de diagnóstico y medios terapéuticos en caso de que la emergencia finalice en los próximos meses.

Asimismo, alentó a la OMS a evaluar y, en caso necesario, acelerar la integración de la vigilancia de COVID-19 en el Sistema Mundial de Vigilancia y Respuesta a la Gripe.

El Comité de Emergencia emitió siete Recomendaciones Temporales a los Estados Miembros de la OMS, las que se basan en:

  • Centrarse en la vacunación y los refuerzos;
  • Mejorar la notificación de datos a la OMS;
  • Aumentar la utilización y la disponibilidad a largo plazo de vacunas, medios de diagnóstico y terapéuticos contra la COVID-19;
  • Prepararse para futuros brotes;
  • Trabajar con las comunidades;
  • Ajustar las medidas de viaje al riesgo;
  • Apoyar la investigación para mejorar las vacunas y la condición posterior a la COVID-19.

La enfermedad causó 170.000 muertes en los dos últimos meses. Según cifras de la OMS, y desde su irrupción a finales de 2019, el Covid-19 ha provocado oficialmente 6.804.491 muertes al 27 de enero, aunque la organización y los expertos están de acuerdo en decir que el número de decesos es mucho más alto.

Dejanos tu comentario

Últimas noticias